Secretaría de prensa
Herramientas
Tipografía

LA VOZ DEL MINERO 

Informativo de SINTRACERROMATOSO

COMUNICADO DEL 19 DE AGOSTO DE 2016

 FIRMADO POR RICARDO GAVIRIA JANSA

 

Directivos de Cerro Matoso S.A., como Ricardo Gaviria desconocen el sentido de la palabra respeto y utilizan un lenguaje enredado para amenazar con tribunales que se han apartado de fallar de acuerdo con lo que dictan las leyes colombianas.

 

El comunicado del 19 de agosto de 2016, suscrito por Ricardo Gaviria Jansa, que fue depuesto como Presidente por su pobre rendimiento, está cargado de amenazas contra los trabajadores, anunciando sanciones por atrevernos a realizar mitin en defensa del compañero Omar Méndez Amaya, directivo sindical de SINTRACERROMATOSO, al que Cerro Matoso S.A., le terminó ilegalmente el Contrato de Trabajo.

 

Dice Gaviria Jansa que el Tribunal Superior de Córdoba, declaró ilegal la huelga de abril de 2015, por colocar pancartas al ingreso de la Empresa y por tanto, lanza su amenaza diciendo que en cualquier momento la Corte Suprema de Justicia, falla para soltarle el bozal, a los administradores de la empresa para que salgan a morder a los responsables de la histórica lucha de los trabajadores en el año 2015.

 

No olvidemos que el Tribunal Superior de Montería lo que dijo es que era un acto de violencia colocar pancartas al ingreso de la empresa y ese acto de violencia era lo que determinaba la ilegalidad de la huelga, que había sido votada y adelantada  por la inmensa mayoría de los trabajadores que laboran para Cerro Matoso S.A., que se opusieron legalmente a la violación de la Convención Colectiva de Trabajo, pero que ese acto legal no se podía ejercer con la violencia que encarnaba la presencia de las pancartas colocadas al ingreso de la Empresa.

 

Prosigue con sus farsas el Vicepresidente Gaviria manifestando que, en el proceso de levantamiento del fuero de Omar Méndez, tanto el sindicato y la empresa hicieron uso de los recursos de ley, pero no dice que, ni el Juez Promiscuo Municipal de Montelíbano, ni el Tribunal Superior de Montería, ni la Corte Suprema de Justicia, quisieron referirse al elemento central del proceso iniciado por Cerro Matoso S.A., que no fue otro que el compañero Omar Méndez Amaya supuestamente había quebrantado el Formato FN13002 de 1993.

 

Pese a que el Tribunal Superior de Montería falló en favor de Omar Méndez, Cerro Matoso S.A., haciendo uso de un descarado ex magistrado de la Corte Suprema de Justicia, el Doctor José Roberto Herrera Vergara, que utilizando sus buenos oficios y relaciones pidió al alto tribunal que aceptara una Tutela por Vía de Hecho que nunca ha sido aceptada en favor de los trabajadores.

 

La Corte Suprema de Justicia, falló en favor de Cerro Matoso S.A., sin haber notificado a las partes de la tutela interpuesta, hecho por el cual, el Doctor Jorge Eliecer Lerma Sterling, Representante del compañero Omar Méndez, interpuso nulidad por Indebida Notificación, teniendo el alto tribunal que iniciar nuevamente el proceso de tutela, fallando en segunda oportunidad sin que hubiera corregido la anomalía citada por la defensa de Omar Méndez, por lo que esa tutela se encuentra en revisión, ante la Corte Constitucional.

 

Pero lo que realmente desconoce el señor Gaviria, es que Omar Méndez Amaya, es miembro del Comité Ejecutivo de la Unión de Trabajadores de Colombia, UTRAMMICOL, donde ocupa el cargo de Secretario General y en su condición lo ampara un Fuero Sindical protegido por el literal c) del artículo 406 del Código Sustantivo de Trabajo.

 

Dice la norma que todos los primeros diez (10) directivos de un sindicato, federación o confederación tienen fuero sindical, es decir que no pueden ser desmejorados o trasladados ni mucho menos despedidos, mientras tengan la dignidad del Fuero Sindical.

 

Es tal la soberbia del señor Gaviria que ahora pretende ser juez de su propia falta al desconocer abierta y arbitrariamente el fuero que protege al compañero Omar Méndez Amaya, quien al momento de ser despedido gozaba de la protección tanto de SINTRACERROMATOSO, como de UTRAMMICOL, lo que obligaba a Cerro Matoso S.A., a iniciar la demanda por los dos fueros, pero el señor Gaviria asumiendo postura de Juez de la República, manifestó que no reconocía el fuero del compañero Omar Méndez Amaya.

 

Convencidos que Gaviria Jansa y compañía, pagarán con su despido, como ha sucedido con otros directivos de la Empresa, por los múltiples atropellos que han emprendido con los trabajadores al desconocer los derechos y garantías convencionales, como el Artículo 42º. de la CCTV, la suspensión del transporte escolar para estudiantes de la FEM, los despidos injustificados de más de 360 personas entre trabajadores y empleados, incluso algunos enfermos con debilidad manifiesta, y por ensañarse en perseguir a trabajadores y directivos de SINTRACERROMATOSO, quienes en los últimos 5 años han tenido que defenderse de llamados a descargos, sanciones y despidos.

 

De aceptarles los atropellos a la Empresa Cerro Matoso, sería aceptar la violación fragante de las normas y leyes colombianas que protegen a los representantes de los sindicatos que quieran participar y formar parte democráticamente de federaciones y confederaciones de segundo y tercer grado como es el caso que nos ocupa.

 

El mitin del viernes 19 de agosto de 2016 es la más clara y contundente demostración que los trabajadores de Cerro Matoso S.A., estamos dispuestos a impedir las arbitrariedades en contra de la dirección sindical y en contra de la vida de nuestro sindicato, porque si permitimos los atropellos de unos, luego vendrán por todos como lo está anunciando el señor Gaviria Jansa.

 

Estamos en alerta, si persiste la agresión nos prepararemos para adelantar una lucha que nos permita continuar con nuestras obligaciones laborales sin el azote de los verdugos extranjeros.

 

¡SINTRACERROMATOSO,……………no se rinde!

 

¡Por nuestros compañeros, por nuestros puestos de trabajo,…………..adelante!

  

 

JUNTA DIRECTIVA

SINTRACERROMATOSO